Erika Irusta: “Frente al desahucio corporal, orgullo menstrual”

Erika Irusta lleva años escribiendo sobre ciclo menstrual en su blog El Camino Rubí.

erika Irusta
Erika Irusta, pedagoga sobre ciclo menstrual Julia Caulfield

publicado
2017-10-12 06:00:00

Erika lleva años escribiendo sobre ciclo menstrual en su blog El Camino Rubí. También gestiona la comunidad Soy1soy4 y es autora del libro Diario de un cuerpo. Lejos de posturas esencialistas, prefiere hablar de “personas menstruantes” y defiende la cultura menstrual como una cultura de cuidados que debe hacer frente a la neoliberal.

Muchas mujeres no saben cosas tan básicas como que solo somos fértiles unos pocos días del ciclo o que el moco cervical cambia cuando se está ovulando. ¿Por qué no conocemos nuestros cuerpos?
No conocemos nuestros cuerpos porque no nos pertenecen. De un tiempo a esta parte hemos delegado el cuerpo, porque también lo han usurpado, y se lo hemos dejado a la clínica, y la clínica ni puede ni debe explicarlo todo. Que el sistema sanitario debería ofrecer más conocimientos, sí. Pero sobre todo, lo que tiene que hacer es entender que ciertas patologías no son normales. Por ejemplo, que la menstruación duela no es normal y no es un síntoma de salud. Deberíamos demandar que se dedique dinero a investigar el cuerpo menstruante.

Con todo lo aprendido con el feminismo, ¿no deberíamos incidir más en que no todas las mujeres menstrúan?
Tengo que explicar un millón de veces que existen mujeres que no menstrúan, tanto porque, como en el caso de mi madre, les han quitado el útero, como porque hay mujeres que tienen pene, igual que hay hombres que menstrúan.

“Lo que nos ha limitado no es el cuerpo, sino la lectura patriarcal de nuestro cuerpo”
A algunas feministas tampoco les gusta que se hable de personas menstruantes porque se invisibiliza a las mujeres.
Creo que es importante evaluar el simbólico de ser una persona menstruante en un traje social de mujer, porque menstruar, ser el otro cuerpo, es lo que ha sido determinante para ser un cuerpo de segunda. De hecho, la menstruación es lo que, culturalmente, nos ha vestido de mujeres (lo seamos o no). Pero ahora bien, es necesario visibilizar otro tipo de ser persona menstruante, con los dolores y traumas que eso genera en otros cuerpos. Y cada una ha de trabajar para poder enseñar y validar su propia experiencia menstrual y generar, juntas, conocimiento. Porque lo nuestro es un horror, pero imagínate a un hombre que es menstruante en esta sociedad donde los “hombres de verdad” no menstrúan.

Desde luego, la experiencia  menstrual es muy diversa…
Ningún cuerpo menstruante es igual a otro. Por ejemplo, no sé cómo es la experiencia en un cuerpo con síndrome de ovarios poliquísticos o con endometriosis. En mi caso, sé cómo es la experiencia de tener hiperestrogenismo. Yo no puedo ni quiero ser la voz de ningún cuerpo menstruante, sino poder facilitar herramientas, lenguaje, balbuceos para que cada una pueda explicar su experiencia y darle validez. Creo que es así como vamos a generar un conocimiento que realmente nos hable.

Tememos la típica pregunta: “¿Es que estás con la regla?”.
Hemos aprendido que el cuerpo es lo que nos ha limitado. Y no, lo que nos ha limitado es la lectura patriarcal de nuestro cuerpo. No es que mi cuerpo sea torpe, no es que mi menstruación sea una mierda. Y esa es la mayor trampa en la que hemos caído. Las mujeres no tenemos ni idea de lo que es vivir una experiencia menstrual más allá del patriarcado. Es muy interesante que, por curiosidad, empecemos a hacerlo. Es un acto revolucionario vivir la experiencia menstrual.

El mundo debe adaptarse a nuestros cuerpos…
La conclusión para mí es esa. Yo he tomado la determinación de que no voy a mutilarme más ni a torturarme más, ni a maltratarme más para entrar en una sociedad que me expulsa y que no me deja hueco. Pero me da mucho miedo una de estas cosas tan bonitas que hace el sistema, que es que lo usurpe y le dé la vuelta. Por ejemplo, empresas británicas que hacen cursos sobre ciclo menstrual y coaching menstrual. Tenemos una oportunidad brutal para dinamitar eso, pero al final se venderá en formato “cómo explotar al máximo a la persona menstruante en el trabajo”. Yo quiero un sistema que esté diseñado para todos los cuerpos. Vamos a crear una cultura de cuidados, porque la cultura menstrual es una cultura de cuidados, frente a la cultura neoliberal.

Ante el tabú o los anuncios edulcorados de compresas, ¿cómo hacer de la regla un elemento empoderante?
No me gusta la palabra empoderante. Prefiero el orgullo, orgullo menstrual. Creo que el ciclo menstrual es una de las puertas brutales que tienes para habitar tu cuerpo. Frente al desahucio corporal, orgullo menstrual. Hay que entrar al cuerpo pegando la patada al tabique de ladrillos que te han puesto.

4 Comentarios
Anónima 22:09 23/10/2017
Holas! soy de Colombia y quisiera saber ¿Cómo hago para contactarme con Erika Irusta? tengo algunas preguntas por hacer y me gustaría despejar algunas dudas.
Responder
1
0
Anónima 23:22 13/10/2017
Gracias por los topicazos alrededor de la nada, Erika.
Responder
0
2
Ankarinónima 21:50 13/10/2017
No sabemos que la luna llena atrae la ovulación. Que las mujeres que conviven sincronizan el ciclo. Qué no se menstrúa cuando se amamanta.
Responder
1
0
Anónima 8:32 19/10/2017
Hay mujeres que amamantando menstrúan...
Responder
0
0

Destacadas

Independencia de Catalunya
Intervención de TV3: Bruselas respalda y la plantilla promete guerra
La aplicación del 155 implica un hecho nunca visto en la democracia española: la toma de control por parte del Estado de un medio de comunicación público.
Economía
Empresas contra el procés, entre la farsa y la amenaza
El debate político sobre la soberanía y el legítimo derecho a decidir se ve amputado y tergiversado por falsedades e imposiciones empresariales.
Acuerdos comerciales
De Guindos firma nuevos compromisos comerciales con la dictadura de los Emiratos Árabes
El ministro de Economía ha estado en los Emiratos Árabes Unidos para firmar un acuerdo que aumente el comercio bilateral, ignorando que en el país se violan sistemáticamente los derechos humanos. 
Rescate bancario
40.000 millones entre mentiras y rescates
Otros países europeos ya han recuperado el dinero del rescate de su sector financiero, pero España no.
República Checa
ANO, el partido antirrefugiados, gana las elecciones checas

Andrej Babis, segunda fortuna del país y dueño de varios medios de comunicación, será el nuevo primer ministro checo.

Últimas

Independencia de Catalunya
El "problema catalán" y la democracia en peligro
3

Es imposible el diálogo, primero, porque los interlocutores no se reconocen. Pero lo es, sobre todo, porque –recordemos– los interlocutores no nos representan.

Series
En el cielo todo va bien, pero no estamos en el cielo
La mortalidad humana se filtra en las imágenes en la nueva 'Twin Peaks', tan enigmática como siempre y quizá algo más pesimista.
Deuda
No pagar para estudiar, sino percibir un salario por estudiar

La deuda estudiantil asfixia a las universidades en Estados Unidos con un aumento del 500 % de los gastos de escolaridad desde 1985 hasta hoy y un endeudamiento medio de 30.000 dólares por estudiante

Independencia de Catalunya
Irene Montero: "Más temprano que tarde se va a ver que no hay otra solución que el referéndum pactado"
Irene Montero, portavoz de Unidos Podemos, explica las condiciones en las que se está produciendo el enfrentamiento entre los Gobiernos de Catalunya y España.
Censura
Las banderas no nos dejan ver el bosque
La extraña polémica en torno a una exposición que está teniendo lugar en la Casa Invisible de Málaga este mes de octubre. Nacionalismo a flor de piel.